The Unusual Journey es un proyecto editorial de viajes que busca alejarse de las rutas habituales del turista. Ofrece una mirada diferente e improvisada, resultado de la inquietud de dos aventureros por descubrir mundo, capaces de mezclar sus profesiones, y la vida en pareja, para crear algo único.

Viajar en Navidad a New York, ir a Tailandia en la Fullmoon Party o Punta Cana, no entran dentro de sus planes o rutas, lo suyo es viajar a contracorriente, evitando los laberintos de turistas que visitan los puntos de interés. Su forma de conocer el terreno es integrarse y vivir como lugareño más. Y mientras tanto, inmortalizan a su modo todo aquello que capte su atención. Ella, María Calvo, registrando los sonidos para trasladarte al lugar. Él, Daniel Alea, retratando con su cámara a personajes y el entorno. Juntos dan vida a The Unusual Journey. 

Entre sus destinos está Marruecos, L.A, o en pleno Ártico. Pero Senegal seguramente sea su viaje más representativo, la experiencia más pura como aventureros y la odisea les reafirmó como pareja. En un lugar donde reina el caos y nada es como habías preconcebido, planificar es sinónimo de fracaso. Senegal es un lugar de contrastes. Se mezcla el deterioro una pobreza que obliga a lugareño a ejercer la picaresca con el que viene de fuera. Una primera impresión que pierde por goleada al enfrentarse a lugares vírgenes, ricos en biodiversidad y un pueblo que pese a todo, no pierde la alegría y la sonrisa. Un rincón del planeta víctima y superviviente de un caos global, que a María y Daniel les cambió para siempre, y terminó de dar sentido The Unusual Journey, y seguramente a su proyecto de vida.

Como siguientes pasos, y como muchos otros, está el pirarse; como nómadas modernos, descontentos con el clima laboral y social, y empujados por el instinto de acercarse a una experiencia de vida menos artificial. La brújula y las pautas son y serán solo un elemento más que les orientará, pero jamás condicionarán su forma de hacer las cosas ni marcarán el destino.